Venezuela: el chavismo denunció que se organizan sabotajes desde la embajada argentina en Caracas

El comando de campaña de Nicolás Maduro acusó este jueves a dos dirigentes opositores refugiados en la embajada argentina en Caracas de organizar supuestos planes desestabilizadores para sabotear las elecciones presidenciales previstas para el 28 de julio.

“Es un plan para apostar motorizados (personas que se desplazan en motos) en los centros de votación. Van a generar actos vandálicos con motorizados contra las personas. Lo están planificando desde la Embajada de Argentina en Venezuela”, aseguró el jefe de la campaña chavista, Jorge Rodríguez, citado por el diario El Universal.

El dirigente aseguró que el plan que a su juicio se organiza desde la delegación diplomática argentina, donde están refugiados seis dirigentes opositores venezolanos, consiste en apostar motorizados en los centros de votación “donde tienen mayor caudal electoral” y atacar a efectivos de seguridad del Plan República (montado para resguardar el proceso electoral) con el objetivo de generar violencia antes y durante las elecciones, dijo el periódico.

Qué dijo el jefe de la campaña de Nicolás Maduro
Rodríguez, jefe de la campaña denominada “Venezuela Nuestra” que respalda la reelección del presidente Nicolás Maduro, identificó como los supuestos organizadores del plan a los dirigentes opositores Magalli Meda y Humberto Villalobos, dos de los seis opositores refugiados en la embajada argentina.

“Magalli Meda junto a Humberto Villalobos, se encuentran a cargo de la operación”, afirmó.

Meda pertenece al equipo de estrategia política de la líder opositora María Corina Machado y Humberto Villalobos es el coordinador electoral del partido Vente Venezuela. Ambos se encuentran en la embajada argentina desde abril.

“El pueblo venezolano puede estar tranquilo. Esos planes lo vamos a desmontar de manera quirúrgica, voto a voto. El candidato Maduro ya lo dijo, a votar y a la calle, a celebrar porque los vamos a derrotar con votos”, dijo Rodríguez.

El jefe de campaña dijo además que presentará las supuestas pruebas de este plan a los observadores internacionales que lleguen al país para monitorear los comicios. Además, dijo que la Cancillería venezolana debe convocar a los diplomáticos argentinos.

“Los representantes de la Embajada de Argentina deben ser citados por la Cancillería, deben respetar. Venezuela no utiliza sus embajadas para atentar el desarrollo político de ningún país (…) como una embajada diplomática puede estar gestionando planes desestabilizadores, además con una jerga fascista”. Eso es inaceptable, eso violenta la confianza que Venezuela tiene con las embajadas”, afirmó.

Fuente: TN